La estabilización del Arco

Creo que a todos nos han ensañado en su debido momento que el arco “no se agarra”, simplemente se sujeta sobre la mano de arco por acción de la pretensión de la cuerda antes de subir el arco a la posición de apertura. Es por esto y porque después de la fase de disparo tampoco se agarra el arco, por lo que los arqueros de arco recurvado olímpico, y los de arco compuesto (también algunos de tradicional, aunque los menos) utilizan un elemento que se conoce como “dragonera”, para

LA ESTABILIZACIÓN DEL ARCO

Creo que a todos nos han ensañado en su debido momento que el arco “no se agarra”, simplemente se sujeta sobre la mano de arco por acción de la pretensión de la cuerda antes de subir el arco a la posición de apertura. Es por esto y porque después de la fase de disparo tampoco se agarra el arco, por lo que los arqueros de arco recurvado olímpico, y los de arco compuesto (también algunos de tradicional, aunque los menos) utilizan un elemento que se conoce como “dragonera”, para que el arco no salte de la mano tras la suelta de la cuerda.

Cuando se abre el arco, se genera una fuerza de tracción que hace que justo después de la suelta, el cuerpo del arco y la cuerda tiendan a juntarse como si fueran a unirse en un punto intermedio entre ambas. Mientras que la cuerda siempre avanza en dirección hacia la diana, el cuerpo tiende a recorrer el camino inverso, pero al encontrarse con la resistencia de la mano de arco que permanece fija tras el disparo, cambia su dirección y acumula su fuerza de empuje junto con la de la cuerda en el sentido de la diana, motivo por el cual si el arco está suelto, salta hacia delante y cae casi a un metro por delante del arquero.

Ante esta dinámica física, cabe tener en cuenta al menos dos cosas. Por un lado que cuanto más firme y a la vez relajada permanezca la mano de arco, menos interferencias tendrá el “rebote del arco” hacia delante, con lo cual es importante que la mano siempre esté ubicada de la misma manera en la empuñadura y que no genere tensiones al agarrar ésta, para que el rebote siempre se produzca en las mismas condiciones y lo más limpiamente posible. Esto se suele trabajar cuando se revisa la mano de arco durante los entrenamientos. Por otro lado habría que tener en cuenta que el arco debe estar bien regulado para que el equilibrio del mismo en este rebote no produzca torsiones ni alabeos en ninguna dirección, con el fin de que la flecha salga disparada lo más ajustado posible al plano de disparo. Pues bien, para este último aspecto (y para alguno más que a continuación explicaremos) se utilizan los estabilizadores en el arco.

 

FUNCIONES DE LA ESTABILIZACIÓN

La estabilización con todos los elementos que incorpora cumple las siguientes funciones:

  • Situar el centro de gravedad del arco en el punto que desea el arquero en dirección alante/atrás en sentido a la diana, desde la línea de tiro.

  • Equilibrar el peso del arco lateralmente compensando las asimetrías que producen algunos elementos como la posición y el tipo de visor, regulando el centro de gravedad y la estabilidad del arco de derecha/izquierda del arquero o lo que es lo mismo en un plano vertical paralelo a la propia línea de tiro.

  • Evitar alabeos del arco (la pala superior e inferior se mueven en dirección derecha o izquierda del arco) que hacen que éste, no permanezca vertical.

  • Hacer que tras la suelta el arco caiga hacia delante y no tenga un efecto de retroacción que haga que la pala superior se dirija hacia la cara del arquero.

  • Reducir vibraciones en diferentes partes del arco durante su funcionamiento.

  • Regular la velocidad de caída del arco tras la suelta.

  • Provocar un efecto de compensación de fuerzas para que la punta del estabilizador largo se eleve por efecto de la posición de los estabilizadores cortos sin que la muñeca de la mano de arco tenga que hacer un esfuerzo para que el arco se mantenga en posición horizontal.

 

ELEMENTOS DE UNA ESTABILIZACIÓN

La estabilización se compone básicamente de cuerpos semirrígidos en forma de tubos (redondos o con aplanaduras de distintos tipos), o compuestos por un conjunto de varillas o piezas de distintas formas, gomas de amortiguación y pesos en los extremos para poder jugar con la regulación, así como en su caso un elemento de separador del cuerpo con la cruceta que soporta los estabilizadores pequeños y la propia cruceta de éstos.

Las estabilizaciones de tiro de precisión suelen ser más largas que las de caza y ayudan también a no generar torsiones en el cuerpo del arco al tomar la referencia de alineación del tubo de la flecha cuando estamos en posición de apertura con el tubo del estabilizador central, pero en otras disciplinas como los recorridos de bosque o la caza con arco, se utilizan estabilizaciones mas cortas por comodidad en los desplazamientos con el arco, aunque las funciones de los diferentes modelos son las mismas.

Actualmente y con las técnicas de investigación sobre resultados con maquinaria de alta precisión van evolucionando mucho los diseños de los conjuntos de estabilización que están cada vez mejor conseguidos, aunque también hay mucho de marketing para que el negocio sea rentable. Básicamente cualquier estabilización de una calidad media-alta cumple perfectamente con todo lo deseable para el arquero.

Equilibrado de peso: en relación con la organización del centro de gravedad alante-atrás, intervienen como elementos importantes, el tamaño del separador, el largo del estabilizador central y los pesos que se sitúen en la punta del mismo. A mí me gustan que este centro de gravedad se sitúe sobre unos dos centímetros por delante del cuerpo del arco tomando como referencia el punto de rosca del separador del arco, para lo cual suelo utilizar separador corto.

Compensación de alabeo: dado que la inserción de la estabilización central se sitúa por debajo del punto de sujeción del arco, los estabilizadores cortos cumplen su función de compensar el alabeo ya sean rectos o con diseño de inclinación hacia abajo, siempre que estén localizados a ambos lados del cuerpo. En tiro con arco compuesto en ocasiones se utiliza solamente un estabilizador lateral para compensar los elementos de apuntado y en caza igual ni estos laterales, también son menos necesarios porque al llevar un estabilizador corto central, el peso de este no se aleja mucho del arco y no necesita compensación para reducir el esfuerzo de la muñeca haciendo el efecto que se ve en la foto de los palillos.

Compensación del peso de la punta y del estabilizador central: para ayudar a que la punta del estabilizador largo se eleve, los estabilizadores cortos deben sobresalir por la parte de atrás del arco, con lo que suelen ser necesarios gomas de amortiguador más largas y pesos adicionales en la punta de los mismos. A continuación veréis una fotografía con un efecto de equilibrio realizado con palillos. En ella el peso de las aceitunas hace que se eleve la punta del palillo largo y se mantenga todo el conjunto en equilibrio:

Con la estabilización del arco ocurre algo similar a esto, los estabilizadores cortos hacen que se eleve la punta del estabilizador largo y de esta forma, la mano de arco no tiene que hacer un esfuerzo adicional para que el arco permanezca vertical, sin embargo se consigue adelantar y bajar lo suficiente el punto de gravedad para que el arco caiga hacia delante.

Supresión de las vibraciones: Todas las vibraciones que producen las palas tras el disparo se trasmiten por estas al cuerpo del arco, al brazo del arquero y a los diferentes tramos de estabilización. Para reducir las mismas se suelen colocar en las puntas gomas amortiguadoras. Cuanto más blanditas y elásticas sean las gomas mayor cantidad de vibraciones absorben, evitando el efecto de rebote de las vibraciones una vez que llegan a los extremos de los estabilizadores. No convendría confundir los antivibradores de los estabilizadores con las setas silenciadoras que se sitúan en distintos puntos de las palas de los arcos, que reducen mucho sonido del arco y en parte también vibraciones del mismo, pero que pueden alterar el rendimiento de las palas tal y como las prueba el fabricante y especialmente si una de las setas se desprende (lo que altera la regulación del arco), no colaboran prácticamente en nada, en cuanto al equilibrio de los pesos del arco. No obstante, yo las utilizo porque me encantan los sonidos limpios en el disparo) Si como yo eres de los que utilizas las setas, especialmente en el arco recurvado, lleva siempre alguna de repuesto porque se rompen con facilidad y con la perdida de una seta, cambia el tiro enormemente, debiendo sustituirla por otra igual en cuanto lo detectes.

Velocidades de caída del arco: Aunque algunos elementos complementarios de la estabilización cumplen muchas funciones y reducen muchas vibraciones, hay algo que conviene tener en cuenta. Todos los elementos PESAN, y poco a poco al ir añadiendo elementos al arco, terminamos por tener la sensación de que levantamos un lanzamisiles vez de un arco. La parte positiva es que los pesos los podemos poner en distintos puntos del arco con lo cual regularemos la velocidad de rotación hacia delante que tiene el arco tras la suelta. Al mantener el brazo firme con la muñeca relajada el arco no desciende tras la suelta, pero gira hacia delante, cayendo el estabilizador y la pala superior. Existen pequeños estabilizadores, todos menores de unos 10 centímetros que ayudan a controlar la velocidad de la caída del arco.

Al rotar el arco tras la suelta, la pala inferior y la mitad inferior del cuerpo del arco tienden a subir separándose del suelo, mientras que la pala superior y la mitad superior del cuerpo del arco descienden acercándose al suelo. Cualquier peso que se ponga en la mitad superior del arco hace que sea mayor la velocidad de rotación por el efecto de la gravedad, mientras que los pesos que se sitúan en la parte inferior del arco al tener que elevarse, tienden a frenar la velocidad de rotación del mismo. Si quieres que el arco caiga (rote hacia delante) más deprisa, tendrás que poner más peso en la parte de arriba o en la punta del arco, y si quieres que se frene, tendrás que poner más peso en la parte de abajo del cuerpo o en las puntas de los estabilizadores laterales, pero ten en cuenta que los pesos que pones en las puntas de los estabilizadores cambian el centro de gravedad, mientras que los otros adicionales influyen menos en el desplazamiento del centro de gravedad y más en la velocidad de la rotación.

que el arco no salte de la mano tras la suelta de la cuerda.

Cuando se abre el arco, se genera una fuerza de tracción que hace que justo después de la suelta, el cuerpo del arco y la cuerda tiendan a juntarse como si fueran a unirse en un punto intermedio entre ambas. Mientras que la cuerda siempre avanza en dirección hacia la diana, el cuerpo tiende a recorrer el camino inverso, pero al encontrarse con la resistencia de la mano de arco que permanece fija tras el disparo, cambia su dirección y acumula su fuerza de empuje junto con la de la cuerda en el sentido de la diana, motivo por el cual si el arco está suelto, salta hacia delante y cae casi a un metro por delante del arquero.

Ante esta dinámica física, cabe tener en cuenta al menos dos cosas. Por un lado que cuanto más firme y a la vez relajada permanezca la mano de arco, menos interferencias tendrá el “rebote del arco” hacia delante, con lo cual es importante que la mano siempre esté ubicada de la misma manera en la empuñadura y que no genere tensiones al agarrar ésta, para que el rebote siempre se produzca en las mismas condiciones y lo más limpiamente posible. Esto se suele trabajar cuando se revisa la mano de arco durante los entrenamientos. Por otro lado habría que tener en cuenta que el arco debe estar bien regulado para que el equilibrio del mismo en este rebote no produzca torsiones ni alabeos en ninguna dirección, con el fin de que la flecha salga disparada lo más ajustado posible al plano de disparo. Pues bien, para este último aspecto (y para alguno más que a continuación explicaremos) se utilizan los estabilizadores en el arco.

 

FUNCIONES DE LA ESTABILIZACIÓN

La estabilización con todos los elementos que incorpora cumple las siguientes funciones:

  • Situar el centro de gravedad del arco en el punto que desea el arquero en dirección alante/atrás en sentido a la diana, desde la línea de tiro.

  • Equilibrar el peso del arco lateralmente compensando las asimetrías que producen algunos elementos como la posición y el tipo de visor, regulando el centro de gravedad y la estabilidad del arco de derecha/izquierda del arquero o lo que es lo mismo en un plano vertical paralelo a la propia línea de tiro.

  • Evitar alabeos del arco (la pala superior e inferior se mueven en dirección derecha o izquierda del arco) que hacen que éste, no permanezca vertical.

  • Hacer que tras la suelta el arco caiga hacia delante y no tenga un efecto de retroacción que haga que la pala superior se dirija hacia la cara del arquero.

  • Reducir vibraciones en diferentes partes del arco durante su funcionamiento.

  • Regular la velocidad de caída del arco tras la suelta.

  • Provocar un efecto de compensación de fuerzas para que la punta del estabilizador largo se eleve por efecto de la posición de los estabilizadores cortos sin que la muñeca de la mano de arco tenga que hacer un esfuerzo para que el arco se mantenga en posición horizontal.

 

ELEMENTOS DE UNA ESTABILIZACIÓN

La estabilización se compone básicamente de cuerpos semirrígidos en forma de tubos (redondos o con aplanaduras de distintos tipos), o compuestos por un conjunto de varillas o piezas de distintas formas, gomas de amortiguación y pesos en los extremos para poder jugar con la regulación, así como en su caso un elemento de separador del cuerpo con la cruceta que soporta los estabilizadores pequeños y la propia cruceta de éstos.

Las estabilizaciones de tiro de precisión suelen ser más largas que las de caza y ayudan también a no generar torsiones en el cuerpo del arco al tomar la referencia de alineación del tubo de la flecha cuando estamos en posición de apertura con el tubo del estabilizador central, pero en otras disciplinas como los recorridos de bosque o la caza con arco, se utilizan estabilizaciones mas cortas por comodidad en los desplazamientos con el arco, aunque las funciones de los diferentes modelos son las mismas.

Actualmente y con las técnicas de investigación sobre resultados con maquinaria de alta precisión van evolucionando mucho los diseños de los conjuntos de estabilización que están cada vez mejor conseguidos, aunque también hay mucho de marketing para que el negocio sea rentable. Básicamente cualquier estabilización de una calidad media-alta cumple perfectamente con todo lo deseable para el arquero.

Equilibrado de peso: en relación con la organización del centro de gravedad alante-atrás, intervienen como elementos importantes, el tamaño del separador, el largo del estabilizador central y los pesos que se sitúen en la punta del mismo. A mí me gustan que este centro de gravedad se sitúe sobre unos dos centímetros por delante del cuerpo del arco tomando como referencia el punto de rosca del separador del arco, para lo cual suelo utilizar separador corto.

Compensación de alabeo: dado que la inserción de la estabilización central se sitúa por debajo del punto de sujeción del arco, los estabilizadores cortos cumplen su función de compensar el alabeo ya sean rectos o con diseño de inclinación hacia abajo, siempre que estén localizados a ambos lados del cuerpo. En tiro con arco compuesto en ocasiones se utiliza solamente un estabilizador lateral para compensar los elementos de apuntado y en caza igual ni estos laterales, también son menos necesarios porque al llevar un estabilizador corto central, el peso de este no se aleja mucho del arco y no necesita compensación para reducir el esfuerzo de la muñeca haciendo el efecto que se ve en la foto de los palillos.

Compensación del peso de la punta y del estabilizador central: para ayudar a que la punta del estabilizador largo se eleve, los estabilizadores cortos deben sobresalir por la parte de atrás del arco, con lo que suelen ser necesarios gomas de amortiguador más largas y pesos adicionales en la punta de los mismos. A continuación veréis una fotografía con un efecto de equilibrio realizado con palillos. En ella el peso de las aceitunas hace que se eleve la punta del palillo largo y se mantenga todo el conjunto en equilibrio:

estab1

Con la estabilización del arco ocurre algo similar a esto, los estabilizadores cortos hacen que se eleve la punta del estabilizador largo y de esta forma, la mano de arco no tiene que hacer un esfuerzo adicional para que el arco permanezca vertical, sin embargo se consigue adelantar y bajar lo suficiente el punto de gravedad para que el arco caiga hacia delante.

Supresión de las vibraciones: Todas las vibraciones que producen las palas tras el disparo se trasmiten por estas al cuerpo del arco, al brazo del arquero y a los diferentes tramos de estabilización. Para reducir las mismas se suelen colocar en las puntas gomas amortiguadoras. Cuanto más blanditas y elásticas sean las gomas mayor cantidad de vibraciones absorben, evitando el efecto de rebote de las vibraciones una vez que llegan a los extremos de los estabilizadores. No convendría confundir los antivibradores de los estabilizadores con las setas silenciadoras que se sitúan en distintos puntos de las palas de los arcos, que reducen mucho sonido del arco y en parte también vibraciones del mismo, pero que pueden alterar el rendimiento de las palas tal y como las prueba el fabricante y especialmente si una de las setas se desprende (lo que altera la regulación del arco), no colaboran prácticamente en nada, en cuanto al equilibrio de los pesos del arco. No obstante, yo las utilizo porque me encantan los sonidos limpios en el disparo) Si como yo eres de los que utilizas las setas, especialmente en el arco recurvado, lleva siempre alguna de repuesto porque se rompen con facilidad y con la perdida de una seta, cambia el tiro enormemente, debiendo sustituirla por otra igual en cuanto lo detectes.

Velocidades de caída del arco: Aunque algunos elementos complementarios de la estabilización cumplen muchas funciones y reducen muchas vibraciones, hay algo que conviene tener en cuenta. Todos los elementos PESAN, y poco a poco al ir añadiendo elementos al arco, terminamos por tener la sensación de que levantamos un lanzamisiles vez de un arco. La parte positiva es que los pesos los podemos poner en distintos puntos del arco con lo cual regularemos la velocidad de rotación hacia delante que tiene el arco tras la suelta. Al mantener el brazo firme con la muñeca relajada el arco no desciende tras la suelta, pero gira hacia delante, cayendo el estabilizador y la pala superior. Existen pequeños estabilizadores, todos menores de unos 10 centímetros que ayudan a controlar la velocidad de la caída del arco.

Al rotar el arco tras la suelta, la pala inferior y la mitad inferior del cuerpo del arco tienden a subir separándose del suelo, mientras que la pala superior y la mitad superior del cuerpo del arco descienden acercándose al suelo. Cualquier peso que se ponga en la mitad superior del arco hace que sea mayor la velocidad de rotación por el efecto de la gravedad, mientras que los pesos que se sitúan en la parte inferior del arco al tener que elevarse, tienden a frenar la velocidad de rotación del mismo. Si quieres que el arco caiga (rote hacia delante) más deprisa, tendrás que poner más peso en la parte de arriba o en la punta del arco, y si quieres que se frene, tendrás que poner más peso en la parte de abajo del cuerpo o en las puntas de los estabilizadores laterales, pero ten en cuenta que los pesos que pones en las puntas de los estabilizadores cambian el centro de gravedad, mientras que los otros adicionales influyen menos en el desplazamiento del centro de gravedad y más en la velocidad de la rotación.

estab2

Artículo de Alfredo Arias Pérez

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya han sido establecidas. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk